Deporte APERTURA WEC 2018/19

CON PECHITO Y ALONSO EMPIEZA LA TRANSICIÓN

wec17-testLM6

03/05/2018. La súper temporada 2018/19 del WEC se inicia el próximo fin de semana en las 6 Horas de Spa, con 37 autos anotados entre los que se destacan los Toyota TS050 del argentino y el español, máximos aspirantes al protagonismo en lo que será el anticipo inmediato a uno de los grandes objetivos: las 24 Horas de Le Mans. También será el campo en ensayo para comenzar a definir cual será el reglamento definitivo para los LMP1 a partir de un torneo atípico que abarcará dos años…

Toyota encabezó los tiempos en The Prologue en Paul Ricard el mes pasado y no fue ninguna sorpresa, aunque si bien la distancia con los equipos particulares de LMP1, por encima de los cuatro segundos, fue un impacto para algunos, esa diferencia no cuenta la historia completa.
Todo hace suponer que con tanques de combustibles con capacidad más acotada (35,1 kilos frente a los 47,1 de los LMP1 convencionales) los TS 050 híbridos intentarán, a partir de un cierto acercamiento en los tiempos por vuelta también logrado por equivalencias en la entrega de potencia, esgrimir otras de sus virtudes: la economía de combustible.
La supuesta ventaja de una vuelta más en las 24 horas de Le Mans (más de 13,5 km de longitud de circuito), parámetro por excelencia a ser tenido en cuenta, se traduce en dos vueltas en Spa (en total, poco más de 14 Km de recorrido), lo que probablemente significará una parada menos por reabastecimiento durante el transcurso de las seis horas de competencia en Spa.
Esa es una gran ventaja, especialmente, porque los híbridos también podrán ser más veloces en clasificación, lo que implica que serán difíciles de superar en la primera parte de la carrera y si eso sucediera, el LMP1 que lo haga deberá establecer buena diferencia para compensar esa parada adicional por combustible.
Otra incógnita que comenzará a develar Spa es quien será el mejor entre los LMP1 convencionales.
La gran cantidad de kilómetros de pruebas que sumó el BR1 construido por Dallara lo convierte en el contendiente lógico, pero la brecha con el Rebellion R13-Gibson en Paul Ricard fue muy escasa y puede ser motivo de preocupación.
Mientras que se asegura que el BR1 ha completado más de 5.000 kilómetros en pruebas, el primer R13 diseñado por Oreca, fue construido solo pocos días antes del Prólogo, siendo compartido por los seis pilotos, y el segundo auto no llegó a la pista hasta una prueba privada en Magny-Cours, el mes pasado.
Los Ginetta-Mecachrome de Manor quedaron un poco más lejos en Paul Ricard, tanto en velocidad-punta como en términos de kilometraje, pero vale recordar que el proyecto es aún muy incipiente.
Eso deja ByKolles, que se presenta, esencialmente, con el mismo auto de 2017, pero con mejoras aerodinámicas que, según Dominik Kraihamer, han hecho que el ENSO CLM P1/01 con motor Nissan “sea más estable, con más adherencia en todas partes". Después del Prólogo, donde sumó más vueltas que cualquiera de los otros privados (en total, 331), se convirtió en un firme candidato a tentar el podio en todas las pruebas.


No hay forma de evitar el hecho de que mucha gente, pese a la ausencia de marcas que tendrá la clase mayor LMP1, en Spa prestará especial atención a un piloto en particular: Fernando Alonso.
Parece que pasó mucho tiempo desde que hizo su aparición en la prueba para “novatos” con Toyota en Bahrein el año pasado, causando una impresión inmediata en el equipo, a lo que se sumó su participación con un LMP2 en las 24 Horas de Daytona.
El objetivo principal del español -así como el de Toyota, obviamente- es ganar las 24 Horas de Le Mans, ya que se propone como el segundo piloto de la historia que podría ganar la Triple Corona (Mónaco, Le Mans, Indy). Pero dejó en claro que también quiere ganar el título de WEC, y esa búsqueda comienza este fin de semana en Spa.
Incluso si Toyota tiene una ventaja sobre la oposición no híbrida, todavía habrá una rivalidad feroz entre los dos Toyota híbridos TS050, ya que Alonso y sus compañeros Sebastien Buemi y Kazuki Nakajima enfrentarán a sus contrapartes Mike Conway, José María López y Kamui Kobayashi, todos con reconocida experiencia y atributos para la clase mayor de los LMP.
Salvo sorpresas, es probable que la tripulación que integra el español esté más cerca del error por la relativa inexperiencia de Alonso. Pero la buena noticia para Buemi y Nakajima es que su manejo en Daytona fue virtualmente impecable, por lo que las expectativas son justificadamente altas.
En horas nomás, el veredicto surgirá desde un escenario calificado como pocos, precisamente por lo cual, su validación convertirá a quien la logre en casi como una graduación.

..................................................................................................................................................

Últimas Noticias: