Especiales HISTÓRICO

JAGUAR HARÁ 25 D-TYPE DE LOS ‘50

For-Auction-Rare-1956-Jaguar-D-Type-Works-Long-Nose-01

11/02/2018. La icónica marca de origen británico revivirá el que probablemente sea su vehículo deportivo más emblemático, modelo-génesis que dio origen a los no menos destacados XKSS y E-Type, “el deportivo más bello jamás construido” según Enzo Ferrari…

Jaguar lo hará de nuevo. Después de producir seis E-Type Lighweight (en 2014) y nueve XKSS (en 2016) que faltaban para completar las respectivas series de los ’60, Jaguar revivirá el modelo que fue el que inició una de las sagas más destacadas de la historia, el D-Type, vencedor de tres ediciones de las 24 Horas de Le Mans.
De esta forma, le dará continuidad a una gestión encarada por su división Classic que se propone, como ninguna otra marca del mundo lo hace, revivir, mediante un sugestivo guiño a su propia historia, modelos que le dieron a la marca sus hitos más gloriosos.
En este último caso, los 25 D-Type a ser construidos se verán exactamente igual al modelo original, que ganó las 24 Horas de Le Mans desde 1955 y hasta 1957 inclusive.
Tim Hannig, director de Jaguar Land Rover Classic, caracterizó a este nuevo desafío como un proyecto "único en la vida".
Se estima que los nuevos-viejos D-Type costarán alrededor de u$s 1.4 millones por unidad, valor sensiblemente menor que el de algunos modelos originales que fueron los que realmente “escribieron la historia”; por ejemplo, el que fuera propiedad de Bernie Ecclestone, fue subastado por Gooding & Co. con una base de u$s 12 millones y el ganador de las 24 Horas de Le Mans 1956, subastado por Sotheby’s, logró la impresionante cifra de u$s 21.78 millones.
El D-Type es un modelo muy especial, no solo por su rareza, sus consagratorias victorias y su tecnología, sino porque su diseño general definitivo estuvo fuertemente influenciado por la tecnología aeronáutica más avanzada de la época.
Todos los aspectos de la nueva versión seguirán las especificaciones auténticas y originales, que incluyen su perfilada y elegante estética, las pinzas de freno de cambio rápido y la inconfundible aleta caudal.
El interior tendrá el mismo panel con relojes redondos, volante delgado con aro de madera y metal perforado (a la derecha, por supuesto) y palanca de cambios al piso para la caja manual de cuatro velocidades. En el momento de su debut original, el D-Type tenía 250 CV y alcanzaba una velocidad máxima de 270 km/h.
Los clientes, inclusive podrán optar por una versión “corta” de 1955 o una variante “larga” de 1956.
Un vocero de Jaguar, propiedad de Tata Motors, señaló que esta nueva reedición de un clásico tiene como objetivo completar la serie de producción original que había contemplado producir 100 unidades.
Algo similar, aunque a una escala mucho menor, como lo que la división Clásicos de JLR viene realizando con sus programas Land Rover Classic y Range Rover Rebuild.




...........................................................................................................................................

Últimas Noticias: